Arte Ecuador - De Ecuador al Mundo Portal República Ecuador de Compras

Portal de Promoción de Ecuador
Portal
Ecuador
Vaya al Contenido

El Arte en Ecuador

Entre los artistas más destacados podemos citar a:
  • Bernardo de Legarda
  • Fray Pedro Bedón
  • Manuel Samaniego
  • Miguel de Santiago
  • Oswaldo Guayasamín

Bernardo de Legarda
 

Escultor y pintor ecuatoriano, sus tallas están entre las más notables de la imaginería quiteña.
De procedencia indígena es muy poco lo que se conoce de sus origenes. Hacia 1750, trabajó como entallador en los retablos de los templos de la Merced y del Carmen Moderno, ambos en la capital ecuatoriana. También doró el tabernáculo del retablo mayor de la iglesia de la Compañía de Quito, así como los retablos laterales del presbiterio.
El principal aporte de Legarda a la imaginería de la época es la recreación de la imagen iconográfica con alas de la Inmaculada Concepción o Virgen del Apocalipsis. El ejemplar más conocido se conserva en la iglesia de San Francisco de Popayán (Colombia). Data de 1734 y posee un sentido del movimiento y una ligereza que la convirtieron en una imagen muy popular. También es autor de algunos cuadros, como el lienzo Nuestra Señora de los Dolores para el coro de la iglesia del convento de Santo Domingo (Quito).

Fray Pedro Bedón (1556-1621), pintor ecuatoriano perteneciente a la orden de los dominicos.
Nació en la ciudad de Quito. En 1568 ingresó en la Orden de Predicadores de su ciudad natal y posteriormente fue enviado a Lima, donde recibió formación en Filosofía y Teología y fue encargado de la preparación de los novicios. En 1586 regresó a Quito dedicándose a la enseñanza y a la fundación de conventos. En 1593 se trasladó a Santafé de Bogotá y más tarde a Tunja (Colombia), donde continuó con su función docente. Falleció en 1621 en Quito.
Su actividad pictórica abarcó tanto la pintura de caballete como la pintura mural y la iluminación de libros (véase Manuscritos miniados). En su catálogo se incluyen las pinturas dedicadas a la Virgen de los Dolores y a la Virgen del Rosario, del convento de San Francisco de Lima, realizadas sobre vidrio, los murales del refectorio de los conventos de Nuestra Señora del Rosario y de Santo Domingo, de Tunja y de Bogotá, y los del claustro de La Recoleta, con la vida del beato Enrique Susón.
En el convento quiteño de Santo Domingo se conservan varios libros de coro ilustrados por Bedón y en la cofradía de Nuestra Señora del Rosario de la misma ciudad el libro de registro de sus miembros incluye un dibujo suyo de la Virgen del Rosario.

Manuel Samaniego (1797?-1830), pintor ecuatoriano de origen quiteño que gozó de gran prestigio entre los artistas de su época.
La mayor parte de su obra la componen cuadros de tema religioso, como la Adoración de los Reyes de la catedral de Quito o el Tránsito de la Virgen del convento de Santa Clara. También es autor de una serie de estampas titulada Virtudes y defectos de los pueblos europeos (1788), que se conserva en el Museo Nacional de Arte Colonial de Ecuador, y de otras obras de tema paisajístico y miniaturas.
Sin embargo, la principal aportación de Samaniego fue la publicación de un libro titulado Tratado de pintura, en el que recoge escritos de los más destacados teóricos del arte, entre los que se encuentran Alberto Durero, Giorgio Vasari, Juan de Arfe, Francisco Pacheco, Karel van Mander y Antonio Palomino. Aunque no es una obra original, sí proporciona una visión aproximada del panorama cultural quiteño.

Miguel de Santiago (1626?-1706), pintor ecuatoriano, una de las principales figuras de la escuela quiteña. Realizó numerosas obras de tema religioso y, en especial, sobre el tema de la Inmaculada Concepción.
Nació en Quito y su primera obra conocida es una serie de cuadros fechados en 1656 sobre la vida de san Agustín de Hipona, cuyo destino era decorar el claustro del convento agustino de la ciudad. Para realizarlo, escogió como modelo otra hagiografía sobre el mismo santo que el artista flamenco Schelte de Bolswert había firmado en 1624. En todos ellos es evidente la influencia de la escuela sevillana y, más concretamente, del pintor español Bartolomé Esteban Murillo.
De los cuadros que pintó sobre tema mariano, los más conocidos son la Inmaculada con la Santísima Trinidad (Museo Alberto Mena, Quito) y la serie de once lienzos sobre la vida de la Virgen para el convento de San Francisco (Bogotá). Sobre este mismo asunto, se conservan en el santuario de Guápulo (Quito) doce cuadros fechados hacia 1683 que representan los milagros de Nuestra Señora.

Oswaldo Guayasamín (1919-1999), pintor y escultor ecuatoriano, una de las figuras más reconocidas del panorama artístico de su país. Aunque sus primeras obras se encuadran dentro del indigenismo, el resto de su producción posee una estética simbolista muy personal caracterizada por el uso de colores neutros y formas rotundas al servicio de un arte que tiene como último objetivo la denuncia de las injusticias sociales.
Nació en Quito de padre indio y madre mestiza. Tras una infancia difícil, en 1932 ingresó en la Escuela de Bellas Artes de su ciudad natal. En 1943, después de recorrer durante un año los principales museos de Estados Unidos, viajó a México, donde conoció a José Clemente Orozco y a Pablo Neruda, con quien entabló una profunda amistad. Fruto de un viaje por Latinoamérica es la serie Huacayñán, que significa ‘camino del llanto’ en quechua, por la que obtuvo en 1957 el premio al mejor pintor sudamericano en la Bienal de São Paulo. Hacia 1961 inició su segunda serie, La edad de la ira, como testimonio de la crueldad y las injusticias que ha padecido el ser humano durante la primera mitad del siglo XX. En 1971 fue elegido presidente de la Casa de la Cultura Ecuatoriana, cargo desde el cual desarrolló una intensa labor de difusión de la cultura entre el pueblo. En 1974 se inauguró el museo que lleva su nombre en Quito. En 1978 fue nombrado miembro de la Real Academia de Bellas Artes de San Fernando, España. Su último proyecto se titula La edad de la ternura, y está basado en el tema del amor maternal y la infancia. También realizó dibujos, esculturas y murales, entre ellos, el del aeropuerto de Barajas en Madrid (1982).

Fuente: Microsoft ® Encarta ® 2008. © 1993-2007 Microsoft Corporation. Reservados todos los derechos.
linea
linea
Copyright (C) · De Ecuador al Mundo
D E M
Alianzas
linea
INDUSTRIA
Regreso al contenido