SALUDable- Dieta alcalina - De Ecuador al Mundo Portal República Ecuador de Compras

Portal de Promoción de Ecuador
De Ecuador al mundo Portal de Ecuador
De Ecuador al mundo
Vaya al Contenido
Ecuador Productivo > INDUSTRIA > ALIMENTICIA > Nutricion
Beneficios Saludables de una Dieta Alcalina
¿Qué es el pH sanguíneo?

El pH es la medida de acidez o alcalinidad en una disolución. Las siglas significan potencial hidrógeno.
Los valores del pH van desde el 0 hasta el máximo, que es el 14.
Un pH neutro, que es el que tiene el agua tiene un valor de 7. El pH sanguíneo exactamente está entre 7,38 y 7,42, lo que quiere decir que su aproximación al agua es extraordinaria.
Los alimentos cuyo pH sea inferior a 7, serán ácidos y aquellos que su pH sea superior, son alcalinos.
Importancia de la calidad de la sangre
La calidad de sangre es fundamental para que se produzcan de una manera correcta todas las funciones fisiológicas del organismo.
Las células se alimentan de la sangre, y si esta sangre es muy ácida o existe una cantidad importante de toxinas, los procesos comentados anteriormente se desestabilizan, haciendo que todo tu potencial y el estado de salud se vea mermado.

Tu alimentación es fundamental para este proceso, ya que una alimentación inadecuada produce muchos tóxicos y toxinas, que deterioran la calidad de tu sangre.

El desequilibrio ácido alcalino
Entendamos de una manera práctica como se produce un círculo destructivo, que acaba por producir un envenenamiento de nuestra sangre.

¿Qué necesitan las células para alimentarse?. Estas necesitan aminoácidos, vitaminas, minerales, oxígeno y glucosa. Vamos a prestar atención a estos dos últimos, para entender este proceso.
  • Si ingieres una cantidad correcta de glucosa con los alimentos, existe un equilibrio correcto entre las bacterias y hongos que te ayudan a tus procesos internos, produciéndose una correcta comunicación entre las neuronas de tu cerebro.
  • Si consumes una cantidad extra de la glucosa que necesita tu organismo para producir tu energía vital. Este exceso de glucosa, conlleva a una disminución del oxígeno en sangre por el incremento de bacterias patógenas en la misma.
Estos microorganismos expulsan al torrente sanguíneo muchas toxinas y tóxicos, produciéndose un envenenamiento de tu sangre.
El hígado debe de procesar el alcohol producido por estas bacterias, al consumir la glucosa, lo que conlleva la creación de un medio ácido.
En este medio ácido tienen mucha más facilidad de vivir los microorganismos patógenos y proliferar en más cantidad. Ahí empieza la importancia de que tu alimentación sea más alcalina, esto es una dieta alcalinizante.
Necesitas que tu flora interna sea beneficiosa para tu salud y no todo lo contrario.

Efecto de esta intoxicación
Alguno de los efectos negativos que ocurren cuando tu sangre es muy ácida.

  • Confusión mental.
  • Reducción de energía.
  • Cansancio (ácido láctico).
  • Eliminación de la histamina (alergias).
  • Se liberan radicales libres.
  • Bajada de tu sistema inmunológico.
  • Creación de procesos cancerígenos.
  • Incremento del ácido úrico (tóxicos y purinas).

Para eliminar esta intoxicación, es aconsejable durante un tiempo determinado, al menos de unas tres a cuatro semanas, que hagas una dieta depurativa y desintoxicante.

Puedes escoger la que mejor puedas realizar y con la que te sientas con más comodidad. Lo más importante es que reduzcas al mínimo durante estos días, los alimentos que son ácidos.

Básate en estos alimentos como objetivo primordial en tu plan de salud y bienestar.

Alimentos que incrementan tu acidez sanguínea
Leche de vaca. Carnes. Grasas saturadas (aceites vegetales, grasas animales). Pastas, Pastelería, Pan blanco, Azúcar. Edulcorantes, Ketchup, Mayonesa, Vinagre de vino, Encurtidos, Zumos procesados, Café.
Alcohol, Sal refinada, Saborizantes, aditivos alimentarios.

Alimentos que incrementan tu alcalinidad
  • Yogur natural sin azúcar.
  • Quesos frescos.
  • Grasas no saturadas (aceite de oliva virgen / aguacate / coco).
  • Leche de cabra.
  • Cereales (mejor integrales).
  • Pan integral.
  • Miel.
  • Siropes de cereales.
  • Verduras y legumbres.
  • Frutas.
  • Frutos secos.
  • Infusiones.
  • Zumos naturales.
  • Bebidas vegetales.
  • Vinagre de sidra.
  • Sal marina.
Eduardo Flores Villegas

Terapéuta Certificado en Biomagnetismo y Bioenergética
Redactor y ponente en talleres de salud natural, nutrición y ejercicios.
Regreso al contenido